Reemprenderé mi camino

Martes, enero 19, 2010 Permalink 0

Hoy
he llorado,
y a ratos
reído.

Hoy
he luchado,
y alguna vez
vencido

Hoy
he sorprendido
y a veces
sentido

Hoy
he abrazado,
y para siempre
revivido.

Esto hoy.
Mañana,
reemprenderé
mi camino.

¿Solo?
¿Acompañado?
Eso, si quieres,
dejémoslo al destino.

Una llama crepitante

Lunes, enero 18, 2010 Permalink 0

Una tarde distinta.

Sentados junto al fuego

sin más espacio en medio

que la música que repiquetea.



Un silencio reflexivo

sobre lo sutil que llega a ser

la felicidad entre pares

cuando respiras el mismo aire.



Porque esta tarde trata

de estar acompañados.

De compartir silencios

con la mirada fija.



Me gusta fabricar recuerdos

en torno a una llama crepitante.

Y sabes que no te hablo

de la que nace del fuego.








Duerme

Domingo, enero 17, 2010 Permalink 0

Mañana hará un año que no compartimos más que pensamientos.

Mañana será el aniversario de aquel momento en que el aire se heló.

Mañana, también recordará el día en que lloré más amargamente.

Mañana. Maldito mañana.



Nunca supe quien eras.

Curiosamente no me importaba.

Eras la palabra amable.

El detalle extremo.



La delicadeza de lo expresado.

La emotividad del silencio.

La superación del castigo del ser.

La enseñanza como herencia del saber.



Pero sería injusto hablarte solo en pasado.

También eres parte del desván de mis experiencias.

Ese que tengo presente al escribir y cargo cada día.

Ese que tú me enseñaste a abrir con una palabra de ánimo.



Naciste lejos.

Moriste lejos.

Y sin embargo tu ausencia

te ha traído muy cerca.



Duerme.

Envuelta en lluvia.

Sobre blancos sueños

y nubes engalanadas.



Duerme.



Hasta mañana.












adornada de una sonrisa

Sábado, enero 16, 2010 Permalink 0

Quédate un minuto mas

bajo las tibias sábanas.

En nuestro mundo impenetrable.

Ante el firmamento.



Ese rincón donde vivimos.

Piel contra piel.

Mirada frente a mirada.

Desnudez a desnudez.



Donde los besos son arabescos.

Y tienen su propio perfume.

Arrancado de las buenas noches

y regados con el amanecer del día.



Sabemos que no hay mejor golosina

que labios que rastrean deseos,

aun resquebrajados de la noche anterior,

en que dormiste adornada de una sonrisa.






diminuta parodia

Viernes, enero 15, 2010 Permalink 0

Ese lugar íntimo

al socaire de las manos

donde comienzas

a ser yo.



Esa diminuta parodia

que se llama distancia.

Muere cuando consuman

las horas de desconsuelo.



Ese vigoroso empuje.

Que sella y calma.

Que acerca y silencia.

Que esclaviza y gana.



Las nuevas tierras se conquistan

llegando sigilosamente al horizonte

para entrar en tropel

hasta poseerla




Terremoto en Haiti

Jueves, enero 14, 2010 Permalink 0

Y Dios hizo sonar su voz.
Las casas cayeron.
Los cuerpos se desplomaron.
Las gargantas gritaron.

Una nube de polvo.
Un llanto amargo.
Unas vidas truncadas.
Un sueño perdido

No queda mas remedio
que doblegar la rodilla
para poder recordar
las vidas que se han perdido.

dejarme resbalar por la piel

Martes, enero 12, 2010 Permalink 0

Pocas cosas superan la imaginación.
Amarte e imaginarlo en el mismo instante
es la mayor sensación posible
de explosión sensual.

Tratar de interpretar tu mente.
Incluso, con el paso del tiempo,
adelantarme al deseo un segundo antes
y llevarte de la mano hasta él.

Dejarme resbalar por la piel
deslizándome como un tobogán
que invariablemente me transporta
al centro álgido del placer.

Quedarme adherido y viajar
con los impulsos de tu cuerpo
hasta que pierdo el control
mientras el tuyo lo poseo.

con los brazos abiertos

Lunes, enero 11, 2010 Permalink 0

En esta mañana fría de Diciembre

La travesura de te regalo

consiste en jugar con mis manos

bajo tu atrayente suéter.



Ciertamente reconozco

tu cuerpo sin mirarlo.

Incluso soy capaz de crear

fragmentos insospechados.



Es tan solo un instante.

Mi cara pegada al dorso.

Las manos garabateando deseos.

Y tu espalda con un leve arqueo.



Una buena manera

de recordarte

que te espero esta noche

con los brazos abiertos.








el deseo incesante

Domingo, enero 10, 2010 Permalink 0

Desde un punto en la montaña

nacen ríos que desembocan.

Mares que se amamantan.

Olas que, sobre las rocas, cincelan.



Desde el crepitar salino

evaporan gotas.

A su vez, pergeñan nubes

que acarician con su lluvia.



¿Y que me dices del tiempo que,

constante e imperceptible

llena la piel de experiencias

y el alma preña de sabiduría?



Amo amarte.

Pero más, mucho mas.

El deseo incesante

de conquistarte








Imposible separar

Sábado, enero 9, 2010 Permalink 0

No concibo el tiempo sin tu presencia.

Imposible separar las nubes de la lluvia.

El viento de las gaviotas.

O el río del mar.



Me confieso ignorante sobre una vida

en la que no existas.

Un camino que tenga un final

distinto al de tu mirada.



No he hecho otra cosa que buscar.

Y tengo miedo. Lo confieso.

A no saber disfrutar de mis sueños

una vez conseguidos.



Tal vez sea una maldición.

O simplemente la opción

de invitarte a caminar

eternamente a mi lado.